Al caos vehicular que sufre la zona de 120 y 527 tras la reapertura del paso a nivel, se suma una nueva problemática para los vecinos. Desde que el Municipio reparó la mencionada avenida, la calle 118 se llenó de baches, y el basural crónico tampoco ayuda al malestar barrial.

Los pozos de gran dimensión se produjeron a partir de la reparación de avenida 120, con el paso de máquinas y camiones. “Es casi imposible transitar con los vehículos” reprochó Pablo Pérez, dirigente político y residente del lugar.

“Desde la vía hacia calle 122, Tolosa parece tierra de nadie. Elevamos denuncias que nunca fueron atendidas. Esperamos esta vez una pronta solución al reclamo N°1149197” agregó Pérez, también preocupado por la falta de recolección de residuos en algunos puntos claves del barrio.


En esta sección

pub1
PUB2
pub3