Tras recorrer el asentamiento del arroyo El Gato, el ex concejal radical en el Frente Renovador, Pablo “Colo” Pérez manifestó “con angustia y dolor” que “si el intendente no pone en orden la Secretaría de Desarrollo Social y sale a atender la periferia, está poniendo en riesgo la gobernabilidad de la ciudad. Y lo decimos claramente: es una olla a presión que revienta en cualquier momento”.

“Aquí han despedido a mansalva a cooperativistas que trabajaban, han hecho un desastre absoluto y le advertimos al intendente Garro que si sus funcionarios siguen tomando café en 12 y 51 le están causando un tremendo daño político” disparó.

Asimismo, consideró que “se generaba una esperanza en la ciudad después del tremendo daño causado por los Bruera, pero, con dolor lo decimos, esa esperanza se está diluyendo ante funcionarios absolutamente incompetentes”.

“Todavía hay tiempo de revertir esta situación. Con humildad militante le decimos al intendente que ponga en caja a unos cuantos inútiles que tiene a su lado y empiece a gobernar de una buena vez por todas”, concluyó el referente barrial tolosano.


En esta sección

pub1
PUB2
pub3