Desde hace varios años, la entidad solidaria dirigida por Sandra Onzari junto a su marido Fabián Ramallo, brinda a diario una merienda para pibes de familias humildes que viven en la zona del Estadio Único, gracias a las donaciones de vecinos y comerciantes.

Ubicada en calle 28 entre 525 y 526, la Copa de Leche ‘23 de Junio’ por estos días no sabe si podrá continuar ofreciendo su servicio desinteresado a la comunidad, por desabastecimiento.

“No tenemos ayuda de nadie, lo único que podemos dar es facturas y pan. Los nenes piden su leche pero no tenemos. Esto lo hacemos de corazón, junto a muchos amigos de mi marido y chicos del barrio que están privados de su libertad en los penales 9 y 18 que donan leche, mate cocido y té”, comentó Onzari.

En diálogo con Tolosa Vive afirmó haber pedido recursos a la Municipalidad donde el comedor está registrado, pero les enviaron “leche vencida”. Así, sin aportes del Estado, toda la familia trabaja incansablemente para que los chicos tengan por lo menos una comida del día asegurada.

Por su parte, Ramallo comentó que aún reciben colaboración de panaderías como la de 116 y 521, de 44 y 157 o de 24 y 37 entre otras, pero la demanda crece y no alcanzan a cubrir las necesidades del barrio. Quienes deseen contribuir con la causa pueden comunicarse por mensaje privado al Facebook Copa de Leche.


En esta sección

pub1
PUB2
pub3